lunes, 29 de mayo de 2017

Poema para mi sobrina Consuelo

Alguna vez les conté que perdí trágicamente a una sobrina de 25 años hace un año y medio más o menos.  Se imaginarán el dolor que significó para toda la familia.  Aun ahora, pienso en ella todos los días y no me conformo.
Me pidieron que le escribiera algo a su mamá, sin su conocimiento, para un encuentro de padres que va a haber en una parroquia y a la cual asistirá mi prima.
Y esto es lo que me salió:

Vuela mariposa, extiende tus alas,
vuela alto para alcanzar tu estrella.
Vuela con rumbo al cielo, que nada te detenga
¡Oh mariposa de ensueño!, que vives en mi alma,
esta alma que no sabe dónde se encuentra.

Vuela mariposa, viaja al infinito
alcanza el océano y detén el porvenir,
llega hasta el cielo, más alto que las aves,
y mírame desde ahí ¡Oh bella mariposa!

Recuérdame donde estés, colibrí de mi alma,
y ven a liberarme de la prisión de tristeza.

Vuela bella mariposa a la que el viento no alcanza
ni que el sol atrapa con su luz candente
vuela tranquila en viento en calma.

Vuela mariposa ¡vuela!
llega lejos hasta donde la luz no llega,
que ni yo ni nadie te frenemos,
pues posees la fuerza del océano
y eres serena como una nube blanca.

Escucha mi voz mariposa encantada
y mírame desde lejos, más allá de la frontera.
Gritaré tu nombre y romperé el silencio
y un día iré a buscarte y seremos una.

Emprenderé mi vuelo en tu búsqueda
y estaré contigo cuando Dios quiera.

Vuela, vuela alto colibrí adorado
¡Y vuela alto, muy alto, mariposa de ensueño!




Ojalá les guste.  Un beso a todos, con mucho frío.
Maru

7 comentarios:

  1. Me encantas hay una magia entre tus letras que me alcanza

    ResponderEliminar
  2. Precioso, sentido y entrañable, has sabido plasmar el amor que le tenias, que le tienes. Seguro que a su madre le emocionará. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Es un poema precioso aunque van a llorar todos.
    A mí me has emocionado.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Un poema hermoso lleno de ternura y sentimiento, Maru.
    Muy conmovedor.
    Nadie debería morir a esa edad.

    Muchos besos,

    ResponderEliminar
  5. Precioso poema.
    Yo perdí a mi hija con 28 años hace año y medio y es algo que no se supera nunca.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar

El alma se alimenta de palabras, y tus palabras son muy importantes para mí. Déjame algunas y seré muy feliz.