domingo, 25 de abril de 2010

No te creo....


No te creo cuando dices que tu prioridad es tu país.
No te creo nada de lo que prometes.

No te creo lo que dices, cuando veo que todavía miles de personas viven en carpas después de 60 días del terremoto.
No te creo cuando llueve y tú duermes cómodo y abrigado bajo tus sábanas de 400 hilos.
Te vas del país cuando tienes un desastre que resolver y gente con hambre y frío.
Y te vas a Argentina, Brasil, USA. No era el momento, digas lo que digas, no te creo.

No te creí cuando prometiste deshacerte de tus bienes.

No te creo que lo hiciste, o lo hiciste a medias, traspasando tus bienes a alguien que te los "resguarde" por cuatro años.
Todo sigue siendo tuyo.

¿Y el canal de TV?

No te creo el amor que dices tener por tus compatriotas cuando los explotaste todo lo que pudiste en Lan Chile.
No te creo desde que traicionaste a Claro con Transbank.

No te creo que amas a tu patria cuando la traicionaste 17 años apoyando a la dictadura y desmintiéndolo después.

No te creo, eres empresario: los empresarios, gerentes y madamases no son presidentes desinteresados de su propia conveniencia.

No te creo, no te creo y no te creo nada.

Maru

1 comentario:

  1. no te creo cuando dices que murió Nicanor Parra y que Robinson Crusoe existió....no te creo cuando dices que te dan pena los TUSUNAMIS y los MAREPOTOS....no te creo cuando didces traspasar tus bienes a la Fundación Cecilia (¿ es tu señora o no?...me suena a Caritas Chile....wakala!!!...No te creo cuando vistes con ropa cara y ni siquiera tienes cultura general....no te creo cuando miro tu foto presidencial y tus ojos diabólicos se hacen imposibles de mirar (ahora entiendo por qué Pinochet siempre usó lentes)....la verdad es que tampoco te creo nada de nadaaaaaaaaaaaa

    ResponderEliminar

El alma se alimenta de palabras, y tus palabras son muy importantes para mí. Déjame algunas y seré muy feliz.