domingo, 1 de junio de 2008

Inestimable ayuda....


El viernes le pregunté a Mr.G si podía dedicarme unas horas ayer porque necesitaba ayuda.
El tema era que mi bodega estaba tan desordenada y había tantas cosas pesadas, que no podía sacar la ropa de invierno y ya hace muuuucho frío.
Amablemente vino y estuvimos toda la tarde ordenando, botando cachureos, separando cosas para regalar, etc. El pobre hizo toda la fuerza que yo no puedo hacer y logré encontrar mi ropa y la de Susi para el frío.
Ahí se notan los amigos, y Mr. G. es mi amigo del alma más querido.
Gracias amigo.
Maru

6 comentarios:

  1. Los verdaderos amigos están para eso!

    Que te mejores Maru, y que vayas superando todos los escollos que esncuentres, para después poder andar por una vereda llena de flores...

    Un abrazo amiga chilena!

    ResponderEliminar
  2. olé...
    genial que te gustara los zapatos que puse...cómo va el frio??? Un beso guapa

    ResponderEliminar
  3. Es el mayor defecto de nuestro sexo, carecemos de fuerza, por lo demás cuando nos lo proponemos lo logramos todo, hata tener un amigo con forzudo... y menos mal que tienes a quien pedir ayuda, eso es un amigo. Un abrazo que cruza el Atlantico.

    ResponderEliminar
  4. Que lindo tener un amigo asi ¡¡ me alegro por ti Mira en mi blog te deje un regalito ... Te quiero Any

    ResponderEliminar
  5. Oh Maru, que bueno que encontraste ya tu ropa de invierno y qe Mister G. se luciera yendo a apoyar,,,

    Le mandamos una porra por buena onda.

    ResponderEliminar
  6. prims recuerda si de esas cositas para regalar abrá algo que le sirva a tu prima del alma, ya sea para su casa no casa o para esa lectura que lleva cada día y en la cual tiene prohibido invertir por un buen tiempo ¿o no?.
    ...que bueno que hayas tenido ayuda de tu amigo del alma, porque en esa bodega me imagino como la debes haber necesitado
    besios miles

    ResponderEliminar

El alma se alimenta de palabras, y tus palabras son muy importantes para mí. Déjame algunas y seré muy feliz.