martes, 21 de octubre de 2008

Credo para los que han sufrido...



Le pedí fuerza a Dios para poder triunfar.
Fui hecho débil, para que pudiera aprender humildemente a obedecer...

Pedí salud, para poder hacer grandes cosas.

Recibí la enfermedad, para que pudiera hacer cosas mejores...

Pedí riqueza, para poder ser feliz.

Recibí pobreza, para que pudiera ser sabio...

Pedí poder, para lograr el elogio de los hombres.

Recibí debilidad, para que pudiera sentir la necesidad de Dios...

Pedí todas las cosas, para poder gozar de la vida.

Me fue dada la vida, para que pudiera disfrutar de todas las cosas...

No tengo nada de lo que pedí, pero sí todo lo que esperaba.

Casi a pesar de mí mismo, mis plegarias silenciosas fueron atendidas.

¡He sido, entre todos los hombres, sobradamente bendecido!
Roy Campanella

9 comentarios:

  1. has sido bendecida en muchs cosas primita....yo yo también me siento bendecida por tener lo que tengo, y por tener a mi primis preferida.
    te quiero mucho
    y sigamos bucando en este camino todo aquello que hemos pedido y esperado, en algún momento llegará...aunqu al final, nos quedemos sin nada
    besos

    ResponderEliminar
  2. Tus palabras me invitan a reflexionar acerca de las innumerables peticiones que le hacemos a nuestro Padre , muchas veces creemos que no nos escucha pero sabes El conoce como nadie nuestro corazòn y sabe lo que necesitamos.

    Super potente estas palabras ,el sufrimiento nos hace crecer como seres humanos.

    Un tremendo abrazo.

    ResponderEliminar
  3. siempre que vengo aqui, tus palabras me hacen pensar, y siempre tienes mucha razon en lo que dices.
    Me gustaria saber si son de tu autoria o de la web.
    !!kiss!!

    ResponderEliminar
  4. Zita, si miras abajo, sale el autor, cuando no dice nada, es porque es mío.

    besos

    ResponderEliminar
  5. tenemos que dar gracias por todo lo que tenemos en esta vida, cuando perdemos algo es cuando nos damos cuenta de su verdadero valor

    un caluroso abrazo,

    ResponderEliminar
  6. Tuyo o no tú lo publicaste y ese es merito, bonito pensamiento para reflexionar. He tenido de todo en la vida, triunfos, fracasos, felicidad, desdichas, risa, llanto, pero la he vivido a plenitud y a mi manera.

    Creo que como todo ser humano.

    Saludos y un abraz

    ResponderEliminar
  7. maru amiga mia tanto tiempo, en el trabajo no puedo entrar en los blog, por eso estoy media lejana, fuistes a la reunión, no te vi en las fotos, yo seguro voy a la proxima, cariños.

    ResponderEliminar
  8. ¡Qué maravilla de oración!
    Sólo Dios puede escuchar nuestro silencio, y comprenderlo aún antes que nosotros mismos.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. hola, me gusta tu blog

    ResponderEliminar

El alma se alimenta de palabras, y tus palabras son muy importantes para mí. Déjame algunas y seré muy feliz.