lunes, 12 de marzo de 2007

La Caída....

Sí, suena como la película del fin de Hitler, pero no, es una auténtica caída cuya protagonista fui yo. El sábado bajé las escaleras de mi casa y no sé qué falló, si mi cálculo, si mi zapatilla, el asunto es que resbalé, caí cuan corta soy hecha una muñeca de trapo. ¿Lesiones? varias: una rodilla machucada y difícil de doblar, moretones múltiples en el costado derecho, rasmillones en la pierna, en el brazo y un dolor que se los encargo.

Así que hoy ando lenta, lenta y más lenta... en rodaje, por favor, no apurar.

3 comentarios:

  1. Maru, no te preocupes, que esos moratones, desaparecen enseguida. Los peores son los que se te quedan dentro, los que no se curan con tiritas ni mercromina. Pero de vez en cuando, una inyección de autoestima en vena.... ¡¡¡y a vivir que son dos dias!!!

    MARGA

    ResponderEliminar
  2. Mientras el dolor sea físico un analgésico será efectivo. Pero cuando lo que duele es el alma tan solo el cariño de los verdaderos amigos nos hace sentir mejor.
    Tu Pececito

    ResponderEliminar
  3. TU PRIMIS FAVORITA16 de marzo de 2007, 09:13

    uy prima
    y pensar que fue por mi culpa
    jejejejeje
    no importa eso ya pasarà y te juro que nunca màs te pedirè que te tires de la escalera por mì
    jejejejejejeje
    un besito grande y cuida esos moretones
    TQM

    ResponderEliminar

El alma se alimenta de palabras, y tus palabras son muy importantes para mí. Déjame algunas y seré muy feliz.